En alguna que otra ocasión hemos hablado en el blog de ClassOnLive de la importancia del ebook tanto para tu estrategia de marketing (promocionar tu blog, por ejemplo) como para tu estrategia educativa (hacer un curso online en este formato). Y es que un ebook es uno de los productos digitales con más peso, difusión y más conocidos por los usuarios (por su precio, su portabilidad, y su bajo coste de fabricación) y además, tiene multitud de usos según el campo en el que desarrolles tu profesión.

¿Qué podemos conseguir gracias a este infoproducto? Información sobre tus usuarios (valiosa para ofrecerles otros productos), visibilidad online, feedback de calidad, aumentar tu tráfico web, mejorar tu reputación, etc.

En 14 herramientas online para crear ebooks tienes mucho material para crear un ebook online gratis de forma muy intuitiva. Tan sólo tienes que probar.

Pero hoy queremos dar un paso más. Porque hemos visto y leído bastantes ebooks durante este tiempo y creemos que hay una serie de características que distinguen a los malos de los buenos. Así que si quieres hacer un ebook próximamente, no olvides tomar nota de estos consejos.

1. Objetivo

Es vital tener un objetivo al crear un ebook. Porque no es lo mismo crear un ebook para promocionar un blog que para hacer un curso online, o para captar leads que para obtener visitas en tu web.

2. Contenidos

Este tipo de producto digital permite varios formatos, aunque el más utilizado es el PDF.  También puedes encontrarlos como MOBI (sólo para lectores de Amazon Kindle), ePUB, TXT (excesivamente sencillo) o HTML. No obstante, siempre puedes usar un conversor de ebooks, como Calibre o Mobipocket. 

En cuanto a jerarquía de contenidos, no hay peor ebook que el que no tiene orden lógico. Puede que quieras hablar de muchas cosas, pero todo debe tener un hilo conductor coherente y con sentido. Las secciones de Introducción, Índice, Conclusión y Glosario son imprescindibles.

En cuanto a la extensión, recomendamos más de 20 páginas (entre 20 y 40 es un formato bastante usual). Hasta 100 páginas suele ser menos legible, pero dará un aspecto muy profesional. Incluye miniportadas separando capítulos, ayudarán a descansar al lector y enfocarás mejor los contenidos. 

Elige fuentes legibles (Arial, Helvética, Myriad, Century Gothic son las más comunes) y un tamaño de texto adecuado (12 o 13, por ejemplo para los textos) y no abuses del color. Los párrafos siempre justificados y doble espacio (o 1.5 si prefieres). De margen, tanto horizontal como vertical, entre 2 y 2.5 cm.

En cuanto al tono, mejor algo informal, conversacional (pero correcto), para conectar mejor con el lector. Evita tecnicismos y utiliza un lenguaje claro y sencillo.

Quizás el título merecería un apartado aparte debido a su importancia, porque hay que cuidarlo muchísimo: no demasiado largo, muy descriptivo, con gancho, original, etc. 

No olvides revisar ortografía y gramática cuando termines de escribir, seguro que hay errores que pasaste por alto. Tampoco dejes de lado los enlaces (abundantes pero sin pasarse), son una gran herramienta para un eook.

3. Tiempo

La calendarización antes de empezar a escribir el ebook es muy necesaria. Tienes que planificar el tiempo que tardarás en escribirlo, en promocionarlo, etc. Es importante controlar las fechas porque puede que debas empezar la promoción en momentos puntuales (Black Friday o Navidades, por ejemplo) o incluso si tardas más de lo debido tus contenidos pueden quedar obsoletos.

Por eso, márcate una fecha de finalización y ocúpate de cumplirla. 

4. Competencia

Si ya tienes la idea de tu ebook o esbozado el concepto principal, debes analizar qué está haciendo tu competencia. Quizás otros ebooks parecidos no han tenido éxito, quizás ya hay muchos iguales o parecidos sobre el mismo tema…

5. Ayuda

No es obligatorio, pero aporta profesionalidad y credibilidad pedir a un experto en nuestro sector que realice el prólogo del ebook (como se hace en los libros). Por supuesto, menciónalos en la sección de agradecimientos. 

6. Parte visual

Es cierto que el contenido es lo que aporta valor, pero la parte visual es de suma importancia y no debes descuidarla. Hay muchas herramientas que te ayudarán a hacer más atractivo tu ebook, como las infografías, que te recomendamos incluir o las imágenes (puedes echar un vistazo a estos bancos de imágenes). En cuanto a estas últimas, procura que den un sentido al ebook, no las escojas sólo porque son bonitas.

La portada debe ser atractiva y acorde con los contenidos y es lo primero que verán los usuarios, así que tiene que animar a la lectura del interior. Debe incluir además un subtítulo y el nombre del autor o logotipo de la marca. La contraportada tampoco debe faltar, ya que puede incluir tu web, tu blog, tus redes sociales, etc. Además, puedes aprovechar los encabezados y pies de página para resaltar tus datos de contacto.

7. Difusión

Aunque pienses que con crear un ebook ya lo tienes todo hecho, debes tener en cuenta que la difusión es una parte del proceso con bastante importancia. Y no sólo la difusión del ebook en particular, tu estrategia de marketing debe estar acorde con el lanzamiento de este infoproducto (tus redes sociales, tu blog, tu web, etc). 

Crea una landing page que puede incluir distintos elementos (formulario de contacto, encuesta, acciones sociales, banners, carrito de la compra, etc). Otras acciones que puedes realizar son campañas en Facebook Ads, newsletters informativas, colaboraciones, patrocinio de enlaces, etc. 

Recuerda que el ebook suele ser gratuito para conseguir otros objetivos, aunque, por supuesto, puedes venderlo si quieres.

En cualquier caso, ten en cuenta que el pirateo en la Red está a la orden del día y que alguien puede utilizar tu contenido como suyo. A veces no puede evitarse, pero hay cosas que puedes hacer para minimizar riesgos: poner ebook no editable, registrarlo y estar atento a posibles usos fraudulentos. Te recomendamos leer:

  1. 10 herramientas online para detectar plagios
  2. Evita que utilicen tus contenidos. Protégelos con marcas de agua
  3. ¿Cómo proteger la propiedad de mi curso online y evitar usos indebidos de mis contenidos?

8. Opiniones

Puedes pedirla mientras estés redactando el contenido o al finalizarlo, pero siempre cuatro ojos ven más que dos, así que pide ayuda a otros profesionales del sector y ten en cuenta el feedback que recibes. Por supuesto, menciónalos también en la sección de agradecimientos.

Si, por otro lado, incluyes opiniones de otras personas en tu ebook para aportar credibilidad, no olvides citar la fuente.

9. Mide resultados

De nada sirve haber realizado todo este trabajo si no analizas lo que te funciona y lo que no. Quizás las redes sociales no sean tu principal canal de difusión, quizás tu ebook no sea novedoso, quizás el precio sea demasiado alto, etc. Estudia, optimiza y seguro que tendrás más conversiones en tu objetivo.

Esperamos que todos estos consejos te ayuden a crear un ebook que encante a tus lectores, que es de lo que se trata. Quizás el primero cueste algo más de trabajo y tiempo, pero una vez que lo consigas, irás mejorando. Por supuesto el ebook es una buena modalidad educativa online (más interesante combinada con otros formatos), y el alumno siempre agradece disponer de material impreso. Así que no lo dudes más, ponte a crear tu ebook.