Muchos de nosotros hemos oído por lo menos alguna vez hablar del coaching, pero con menos frecuencia hemos oído hablar del coaching empresarial

¿Qué es el Coaching Empresarial?

Para entender mejor la respuesta a esta pregunta, hay que empezar definiendo que es el Coaching. El coaching es un proceso de acompañamiento en el que el coach (entrenador) y el cliente comparten tiempo para hablar y el coach le ayuda al cliente a encontrar soluciones a sus problemas y preocupaciones, liberar su talento y potencial, promover su desarrollo profesional y conseguir sus objetivos. El objetivo principal del coach es escucharle y hacerle preguntas a su cliente para que por sí mismo encuentre las soluciones y respuestas. En otras palabras, el coaching es el arte de acompañar, apoyar y potenciar a las personas para que logren sus objetivos. 

Existen muchos tipos de coaching atendiendo a unas características específicas. Una vez que hemos entendido que es el coaching podemos definir que es el coaching empresarial y para qué sirve. El coaching empresarial es la asesoría orientada a promover y estimular el desarrollo y realización personal de un individuo y organización. Lo usan las empresas para facilitar el acercamiento entre los trabajadores y el intercambio de conocimientos, habilidades y experiencias para mejorar la calidad del trabajo. 

El objetivo principal del coaching empresarial es el manejo, prevención y superación de conflictos mediante un proceso interactivo. Este proceso solo puede ser efectivo si se cumplen las condiciones de voluntad, aceptación y poner en práctica los consejos, transmitiendo a los trabajadores de la empresa este sistema de trabajo, con el objeto de obtener cambios favorables en facturación, número de clientes y eficacia. 

¿Para que sirve entonces el coaching empresarial?

Dentro de una organización el coach no da las soluciones, sino que permite que el grupo encuentre las soluciones, sus soluciones. En materia de gestión empresarial, nos damos cuenta que no existen buenas o malas estrategias, solo existen aquellas que uno es capaz de aplicar o no. Lo que puede ser una buena estrategia para uno puede ser inaplicable para otro. El coaching empresarial evita el problema porque las soluciones siempre son adaptadas al grupo que las ha generado. 

Muchas empresas utilizan el coaching empresarial para motivar a sus empleados y crear un bien ambiente laboral, no obstante muchas otras empresas subestiman los resultados del coaching empresarial. Os dejo para reflexionar: ¿Está tu empresa lista para encontrar esas soluciones y crear un mejor ambiente de trabajo? Pues puedes impartir tus sesiones de coaching en ClassOnLive, ahorrarás tiempo, esfuerzo y dinero. 





¿Me echas una mano compartiendo este post?