Cómo crear tu propia marca

Donald Trump, Mark Zuckerberg, Elon Musk, Victoria Beckham: ¿reconoces al menos uno o dos de estos grandes nombres? Es normal que te los tengas que encontrar diariamente. Estas personas no solo lograron el éxito, son marcas instantáneamente reconocibles en diferentes partes del mundo.

Sí, el concepto de marca hoy en día ya no se asocia exclusivamente con productos, marcas comerciales o empresas específicas. Hoy, una marca es una gran oportunidad para destacarse entre los representantes de un área, ser reconocible y tener un público leal. Es una ventaja competitiva y una excelente herramienta para la promoción en el sector de servicios, utilizada con bastante éxito por famosas industrias de medicina, fotógrafos, maquilladores, psicólogos, gerentes de recursos humanos, comercializadores de Internet, redactores publicitarios, etc. Esta lista puede ser infinita, ya que en principio, cada uno de nosotros puede crear una marca propia para nuestros objetivos específicos.

¿Cómo crearla, por dónde empezar y cómo promoverla? Te sugerimos que leas esta guía paso a paso, donde encontrarás respuestas a todas estas preguntas.

Descubre para qué eres bueno

Para entender cómo crear una marca propia, comenzaremos identificando las áreas donde podrás reflejar mejor tus cualidades, y las que te ayudarán a desarrollarte como individuo y comenzar a ganar dinero.

El análisis DAFO, un método de planificación estratégica que identifica los factores del entorno interno y externo de una persona, empresa u organización, te ayudará a descubrir exactamente para qué eres bueno. Es decir, este análisis ayudará a identificar tus mejores cualidades, habilidades, destrezas, experiencia en un tema en particular, "puntos fuertes" que te distinguen del resto personas. Además, con su ayuda, identificarás las debilidades que pueden convertirse en un obstáculo para lograr tu objetivo.

Además, siguiendo el DAFO, descubrirás qué oportunidades tienes para lograr lo que deseas y qué obstáculos pueden surgir en el proceso de lograr el objetivo. Habiendo evaluado objetivamente toda la situación, procede al desarrollo del concepto de una marca propia. Sin ella, será difícil seguir adelante y construir gradualmente un público leal.

El análisis DAFO es un método más profundo y elaborado para determinar quién eres y qué quieres. Si te resulta difícil analizarte en detalle, siéntate, concéntrate y responde las siguientes preguntas:

  1. ¿Quién eres tú (según tu educación, especialidad, etc.), qué habilidades tienes, qué conocimientos o habilidades deseas compartir con los demás?
  2. ¿Qué asociaciones y pensamientos deberían tener las personas cuando escuchen tu nombre?
  3. ¿Cuál es tu público objetivo? ¿Qué debería saber exactamente de ti y por qué te necesita?
  4. ¿Qué métodos puedes usar para transmitir información importante sobre ti al público?

No importa qué fórmula uses para determinar el objetivo de crear tu marca personal, lo principal es tener una idea clara y comprensible de cómo quieres ser: atrevido, divertido, gentil, estricto, amigable o fríamente oficial. A partir de esto, desarrolla una estrategia adicional, desde crear un perfil hasta completarlo y atraer clientes potenciales, consumidores y patrocinadores utilizando contenido.

Después de haber identificado tus puntos fuertes, y entendido cómo debes aparecer ante el público, lo único que queda es mirarte críticamente desde varios ángulos y responderte honestamente a ti mismo si te corresponde la imagen que se está creando. Es posible que debas hacer algunos ajustes en tu apariencia y comportamiento, cambiar tu estilo de vida habitual, etc. Créenos, tales cambios solo te beneficiarán.

¿Quién necesita una marca propia? Prácticamente todos los especialistas y expertos: desde un estilista, peluquero, hasta un constructor, diseñador de interiores o ropa; desde un redactor hasta un alto directivo, un especialista en SSM, un especialista en SEO, un desarrollador web; desde un escritor, compositor, músico, artista, hasta un maestro de varias disciplinas; desde un pastelero hasta un maestro artesanal. En otras palabras, la necesita cualquier persona que vende servicios o bienes.

Encuentra tu público objetivo

El primer párrafo ya mencionaba el concepto de "público objetivo": son personas que tendrán interés en ti.

Puedes determinar quién está incluido en tu público objetivo elaborando un supuesto retrato. Es decir, es necesario describir brevemente la edad, el género, el tipo de empleo, las necesidades de las personas que podrían usar tus servicios o comprar los productos ofrecidos. Esto es solo una pequeña fracción de los parámetros necesarios para un análisis cualitativo. En general, tu público objetivo se puede dividir en aquellos que:

Un factor importante para identificar a las personas que están dispuestas a pagar es identificar correctamente sus necesidades. Gracias a ello, crearás una propuesta de venta única (USP) y despertarás el interés de los consumidores potenciales.

¿Vale la pena comenzar el desarrollo de la marca con un sitio web?

Muchos, descubriendo la respuesta a la pregunta: "cómo crear una marca propia", tienden a comenzar de inmediato con lo principal, en su opinión: la creación de un recurso de Internet, es decir, su propio sitio web. Esta es una estrategia totalmente equivocada, que requiere importantes inversiones financieras, tiempo, enormes esfuerzos y nervios. Para comenzar, será suficiente determinar la red social óptima para ti por ejemplo, Instagram, aprender a comunicarte con "tu" público, sentirlo, identificar "puntos fuertes" exitosos, y solo después ir al siguiente paso: el sitio web. En este caso, las posibilidades de éxito y popularidad serán mucho mayores que creando un sitio desde cero, sin análisis y preparación preliminares.

Piensa en la representación visual de tu marca: colores, fuentes, logotipo

Desde los primeros pasos, vale la pena considerar cómo crear la historia de tu marca. Esta parte también está relacionada con la promoción, ya que debes contarle a tu público quién eres, qué estás haciendo y por qué necesita escucharte, verte y publicitarte. La narración exitosa es el lado fuerte de todas las personas de marcas populares. Haz algo similar, porque valdrá la pena. Dado que el mundo moderno está absorto en las redes sociales, el desarrollo de una marca propia depende directamente de la percepción visual de tu página. Para atraer clientes, necesitas:

Hablaremos sobre el último punto con más detalle. Puedes hacer algo parecido, por ejemplo, mediante la creación del nombre de tu marca. Un buen ejemplo es McDonalds, que agrega el prefijo "mac" a casi todos sus platos. Se debe prestar especial atención al logotipo, un signo distintivo que se asociará solo contigo. Se coloca en tarjetas de visita, sobres, encabezados de correspondencias oficiales, redes sociales, boletines de correos electrónicos, etc. Los servicios en línea pueden ayudarte a crear el logotipo de tu marca. Uno de ellos es Logaster. Después de pasar por un simple proceso de registro, tendrás la oportunidad de generar no uno, ni dos, ni incluso cinco logotipos, sino una gran cantidad. Además, puedes influir en la combinación de colores y la forma del logotipo ajustando los parámetros.

Monetiza tu trabajo

Hay varias formas de generar ingresos al crear una marca propia: vender directamente los bienes, ofrecer servicios de pago: seminarios web, cursos de capacitaciónactuar como un intermediario o consultor acreditado, recomendando bienes y servicios de otras personas.

Puedes usar una forma de monetización o combinar varias al mismo tiempo, por ejemplo, vender cursos de capacitación y recomendar clases relacionadas con tu tema, recibiendo una cierta recompensa por cada mención de ellos. Como conclusión, te ofrecemos una pequeña lista de verificación para crear tu propia marca. Esta lista te ayudará a determinar el grado de tu preparación:

  1. Determina quién eres tú, qué quieres y qué puedes ofrecer exactamente (un área donde tus conocimientos y habilidades se revelan al máximo).
  2. Haz un retrato de tu público objetivo, identifica sus verdaderos dolores y necesidades.
  3. Crea un diseño de página único en la red social donde, en tu opinión, la marca se promocionará mejor.
  4. Crea una estrategia de promoción detallada, escudriñando cuidadosamente el contenido, el color, el diseño gráfico y temas de publicaciones interesantes.
  5. No descuides las respuestas a todos los comentarios de los usuarios, analiza constantemente, busca cómo sorprenderlos, llamar la atención y satisfacer sus necesidades.
  6. Monetiza tu trabajo. Después de todo, a todos nos encanta recibir una recompensa por nuestro trabajo.
  7. Comienza a ganar dinero decente con tu marca.

Crear una marca personal es un proceso complejo y largo. Sin embargo, si eres una persona suficientemente decidida, persistente y activa, constantemente aprendes algo nuevo y te esfuerzas por tener éxito, el resultado no tardará en llegar. Pronto serás reconocible y obtendrás los ingresos deseados. Recuerda: debes desarrollar constantemente tu marca, tus habilidades y aprender cosas nuevas. ¡Sé exitoso!