La formación se ha convertido en una herramienta de vital importancia para las empresas hoy en día, en parte, porque les ayuda a aumentar su competitividad. 

Los estudios empiezan a constatar que España ya se encuentra a la altura de los países de nuestro entorno en formación empresarial, pese a encontrarse algo rezagada años atrás. La formación ya se encuentra implantada en el 80% de las empresas y España se encuentra entre los 5 países que más invierte en formación en Europa, detrás de Bélgica, Suiza y Alemania.

En estos términos, cada vez son más las empresas que implantan un sistema de formación online que reduzca costes de dinero, tiempo y esfuerzos. Si nos fijamos en el mapa del mundo, en Canadá el 77% de las empresas ofrece estudios online.

Pero, ¿por qué cada vez más empresas invierten en formación online? Vamos a verlo…

  1. El e-learning proporciona mayor autonomía e independencia al trabajador, incluso permite adquirir conocimientos de forma discreta a aquellos que no quieren mostrar su desconocimiento en cualquier tema.
  2. La formación online es altamente flexible, con lo que los alumnos tienen mayor control sobre su aprendizaje.
  3. La formación online es fácil de implementar. Actualmente existen plataformas de formación de mucha calidad y a muy buen precio, que permiten sin conocimientos técnicos disponer de un entorno formativo en sólo unos minutos.
  4. El e-learning se convierte en un canal de comunicación más entre trabajadores y empresa. Una plataforma de formación facilita el intercambio de ideas y ayuda a conocer prioridades, quejas y sugerencias.
  5. Las subvenciones y bonificaciones existentes permiten formar online. Al ser una formación que ahorra costes y es fácil de implementar, a la empresa le cuesta menos esfuerzo preparar un programa formativo.
  6. El trabajador está más predispuesto a formarse si lo hace de manera online. Requiere menos tiempo y esfuerzo de su parte.
  7. Mediante la formación online es fácil medir resultados. Normalmente, y aunque no se requiera una prueba de evaluación o un examen, podemos medir el grado de permanencia en el campus virtual, la participación en foros, chats, etc.
  8. El e-learning posibilita una formación variada y adaptable a las necesidades de la empresa y el trabajador. 
  9. Los contenidos impartidos vía e-learning se asimilan mejor. Los estudios afirman que un 25% más que en formación presencial.
  10. Los formatos de e-elearning pueden reutilizarse. Vídeos, webinars grabados, transformación de conferencias online en e-books, etc.
  11. La formación online permite adaptarse al mercado tecnológico y modernizarse, lo que aumenta el prestigio tanto interno como externo del negocio.
  12. El e-learning te permite escoger formadores con talento independientemente de dónde se encuentren. 
  13. La formación online es global. Puedes formar al mismo tiempo a los empleados de tu fábrica en Oslo que a los de Madrid.
  14. Los tiempos de aprendizaje se reducen. Según diversos estudios, el e-learning reduce el tiempo de aprendizaje entre un 40-60%.

Podríamos seguir, pero creemos conveniente dejarlo para otro post. Recuerda siempre que la formación no es un gasto, es una inversión que mejorará la capacidad de tus empleados y la productividad de tu empresa. 

¿Por qué cada vez más empresas invierten en formación online?