Todos tenemos un profesor que nos ha impactado o marcado en mayor o menor medida nuestra vida. 

Puede que incluso sigamos teniendo contacto con él/ella (gracias a las redes sociales, por ejemplo). Y seguramente, nuestro profesor favorito no era aquel que se sentaba y recitaba unos contenidos memorizados, sino aquel que nos motivó e incentivó a alcanzar las metas que nos habíamos propuesto. 

Recientemente he leído que el año pasado se organizó en Estados Unidos lo que muchos han llamado el premio Nobel del profesorado, el Global Teacher Prize, que buscaba al mejor docente del mundo y lo premiaba con un millón de dólares. Se presentaron más de 5000 profesores de 127 países. Llegaron a la gran final 38 de ellos, incluido un español, César Bona. En la siguiente edición (la segunda), celebrada este año 2015, el premio ha sido para Nancie Atwell y ya puedes proponer candidatos para la siguiente. 

Más allá de nombres, lugares de procedencia y estudios, nos gustaría ver qué tienen en común, por si (quién sabe) quieres convertirte en el flamante ganador de posteriores ediciones. Después de analizar varias biografías y entrevistas encontradas en la red sobre los finalistas del premio, hemos encontrado estas similitudes:
  1. Estimulan la creatividad y curiosidad de sus alumnos/as.
  2. Son capaces de cambiar su estrategia didáctica según las necesidades de su clase.
  3. Se interesan por lo que les gusta a sus alumnos/as.
  4. Utilizan métodos de enseñanza innovadores.
  5. Sus enseñanzas conectan con el mundo real.
  6. Se preguntan qué pueden enseñarles sus alumnos/as a ellos/as.
  7. Permiten a sus alumnos/as expresarse libremente.
  8. Colaboran con otros docentes.
  9. Enseñan con emoción, con pasión, con sentimientos.
  10. Satisfacen la necesidad en los niños/as de juego y exploración.
  11. Se divierten.
  12. Asumen riesgos y se comprometen.
Edificios comestibles, cultivar su propio huerto, crear una protectora de animales virtual, rescatar el folklore popular, talleres de lecto-escritura, diferentes tipos de ONG’s … son algunas de las iniciativas llevadas a cabo por los profesores nominados. 

El Global Teacher Prize, como todo premio, no ha estado exento de polémica. Sin embargo, y sea quien sea el ganador, muestra al mundo entero a profesionales anónimos que día a día luchan por los que serán el futuro del mundo, nuestros/as niños/as.