En este post vamos a hacer un pequeño experimento mental para que puedas determinar el mejor precio para tu curso.

Muchos de vosotros habéis impartido algún curso online o lo estáis pensando hacer. Una vez que ya tienes el contenido y material del curso, ya sea presencial u online, el siguiente paso natural es preguntarte ¿Qué precio le pongo?

¿Y si te dijera que puedes llegar a cobrar por él 500€?
y seguro pensarías ¡que locura! Nadie va a pagar 500€ por mi curso. Mucha gente paga esa cantidad y más por recibir un curso y no tienen más garantía que un diploma al finalizarlo.

Seguramente lo que haces ahora para definir el precio de tu curso es comparar con otros cursos similares en el mercado y es en base a lo que ves por ahí pones el precio. Pues esa es la manera incorrecta de hacerlo.

Te propongo hacer el experimento mental que te comente al inicio: Imagina que tu das clases de fotografía y tienes dos tipos de clientes (1) el que hace fotografía como hobbie y tiene su trabajo estable y que solo quiere hacer un cursillo un par de horas para saber hacer mejores fotos a su familia (2) el fotógrafo amateur que se quiere convertir en un fotógrafo profesional y quiere vivir de ello. ¿Qué tipo de cliente crees que estará dispuesto a pagar más por un curso de fotografía? El amateur seguro. El fotógrafo amateur no solo pagará más, si no que será más participativo y más comprometido ya que todo lo que aprenda de ti es de mucho valor para él. Si lo piensas bien, un curso de este estilo para la persona que solo hace fotografía como hobbie no le aportas valor, ya que esta persona valoraría más un curso general y de menos tiempo.

Cuando tus cursos tienen precios en estos rangos, los participantes a la vez se vuelven más exigentes, pedirán un detalle exhaustivo del temario y más aún de tu experiencia y conocimientos por lo que entre más información les des en este sentido mucho mejor.

Aparte del valor del contenido en sí, puedes añadir valor de otras maneras:
-Con una comunidad que se enriquezca con dudas o trabajos de lo participantes
-Clases personalizadas en grupos más pequeños
-Asesorías/consultas de 1hr
-Listados de recursos, páginas webs, etc.. adicionales
-Si puedes ofrecerles descuentos con proveedores relacionados con el tema


También puedes hacer cursos más pequeños, de menor contenido a precios más bajos y así obtener más volumen o webinars gratis para atraer a potenciales participantes.

Si con todo lo que te menciono no tienes claro aún que tu curso puede llegar a venderse a 500€, puede ser que tengas que reconsiderar tus participantes potenciales o el tipo de curso que das.


Si quieres una web que te proporcione en un mismo lugar flexibilidad para impartir cursos de diferentes formatos y tamaños así como tener los elementos que añaden valor a tu curso, no dudes en visitar ClassOnLive.com.